martes, 10 de noviembre de 2009

9.6 MANIFESTACIONES CLÍNICAS

9.6.1 SIGNOS Y SÍNTOMAS DE LA HIPOGLUCEMIA:


Los síntomas clínicos de hipoglucemia se agrupan en dos grandes categorías:



a. Síntomas adrenérgicos o colinérgicos: causados por la descarga del sistema autónomo, es decir relacionados con los intentos del cuerpo por mantener unos niveles de glucosa normales que pueden ser variados.Predominan cuando la glucemia desciende rápidamente, e incluyen:

- temblor,

- palpitaciones,
- ansiedad,

- hambre,
- sudación


-parestesias (hormigueos).




b. Síntomas neuroglucopénicos: Ocurre como resultado de la escasez de glucosa neuronal, y generalmente son de aparición tardía y dependientes de las necesidades de glucosa de las diferentes estructuras del cerebro, aunque es la corteza cerebral la más susceptible a la hipoglucemia. Suelen comenzar por:



- alteraciones del comportamiento,
- dificultad para pensar,
- confusión,
- sensación de acaloramiento,
- debilidad y cansancio.




También pueden aparecer:
- cefalea,
- mareos
- alteraciones visuales (visión borrosa y diplopia),
- dificultad para hablar,
- déficit focales neurológicos reversibles,
- convulsiones (más frecuentemente en niños),
- estado de coma,
- signos de descerebración o la muerte.


Los primeros en producirse son los síntomas adrenérgicos ya que son consecuencia de la secreción de hormonas contrarreguladoras (hormonas que se oponen a la acción de la insulina) y que se secretan para poder contrarrestar la hipoglucemia. Posteriormente se producirán los síntomas causados por el déficit de glucosa en el cerebro (síntomas neuroglucopénicos).


Durante la noche también se producen hipoglucemias. Estas son más frecuentes de lo que se cree, por lo que es recomendable hacer habitualmente controles nocturnos. Con los síntomas de una hipoglucemia nocturna uno puede despertarse o no, depende de la fase del sueño durante la que se produzca. Los síntomas orientadores de hipoglucemia nocturna son:


- Pesadillas
- Sudoración (levantarse con las sábanas húmedas)
- Despertarse con dolor de cabeza o “atontado”
- Caminar sonámbulo
- Cansancio al levantarse
- Despertarse con aumento de la frecuencia cardiaca.


Aunque los síntomas anteriormente mencionados son muy sugerentes de hipoglucemia, no son
Específicos; por lo que su diagnóstico puede ser auxiliado por la tríada de Whipple:
(i) existencia de síntomas sugerentes de hipoglucemia, (ii) concentración de glucosa plasmática baja y(iii) mejoría de los síntomas cuando la glucemia se recupera, es decir al administrar glucosa.

Sin embargo, cada persona puede experimentarlos de una forma diferente.



9.6.2. PRUEBAS DIAGNÓSTICAS:

El diagnóstico se hace por los signos y síntomas anteriormente comentados y la determinación de la glucemia capilar que nos dará el diagnóstico certero de hipoglucemia.


El control de la glucemia en el hogar mostrará lecturas inferiores a 50 mg/dL. El examen de glucosa sérica (examen que mide la cantidad de azúcar (glucosa) en una muestra de sangre) estará bajo.


Tras la confirmación del cuadro con la glucemia capilar solicitaremos una bioquímica básica y un hemograma.










No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada